lunes, 13 de septiembre de 2010

Colorear








Hay que ver lo que dan de sí las horas que pasan y pasan cuando estás hospitalizado...





Aquí plasmo en imágenes parte del tiempo empleado en esa circunstancia, con los Mandalas. Se trata sencillamente de colorear los dibujos que se pueden conseguir en libros, internet, etc., o bien los dibujados por uno mismo.










8 comentarios:

Alfonso dijo...

Me alegro de tu vuelta. ¿De veras que uno se entretiene así? Yo seguro que me como la caja de lápices alpino entera, qué nervios jj

Manolo Romero dijo...

Buen trabajo compañero cuando lo he visto me ha parecido estar viendo el tubito prisma que cada vez que lo girabamos se veín esos colores.

Myriam dijo...

Hola! Están súper bonitos :) Conozco algo sobre mandalas y sé que son una terapia muy buena para relajar el espíritu, incluso mi hermana los ha aplicado en su escuela para niños traviesos.

Entonces ¿has estado hospitalizado? que lástima :( bueno, ojalá que todo vaya muy bien y que pronto regrese la salud.

¡Ánimo!

Cristina Díaz-Pinés Sendra dijo...

No sabes cuánto me alegro de tu vuelta a la blogosfera, y que lo hagas con los mandalas qcreo que es todo un maravilloso augurio.
Los mandalas son representaciones simbólicas que a modo de diagrama representan el microcosmos para el budismo y el hinduismo. De manera creativa representan también el aura del artista y muchos representan los mantras oracionales y/o desiderativos.
desde hace tiempo tengo en mi blog una hora mandala que cambio periódicamente según mi ánimo de ese momento. El que tengo ahora representa el ying y el yang, en un vano intento de conseguir el equilibrio en este cambio estacional que se avecina.

percival dijo...

Me alegro de tu vuelta por estos mundos.
No sabia nada de los mandalas y me parece un tema muy interesante.
Buscare información. Saludos

civilis dijo...

Mi mujer es maestra y de vez en cuando -especialmente los días de lluvia, cuando sus alumnos no pueden salir al recreo- hace la prueba de entregar el mismo mandala a la clase. Una vez que lo terminan de colorear, los colocan en el tablero del aula. Como es de esperar no hay dos mandalas iguales. Incluso parecen dibujos diferentes.

Hypatia XXI dijo...

Es curioso, yo hacía también eso en los días lluviosos en el aula durante el recreo, con música de fondo. Algunos/as incluso se atrevían a diseñar sus propios mandalas.
Lo dicho, que Ganesha te acompañe en esta tu nueva y renovada etapa.
Un abrazo!

Víctor dijo...

Vaya, Civilis, lamento mucho que hayas tenido que pasar por un hospital. Te mando un abrazo, y el deseo de que te vaya todo bien.